7 de mayo de 2013

Té de pulmón

Llego a casa. Nico está super resfriado.
-¿Cenamos hoy una de esas sopas que vos sabés hacer y que curan todo?
Se refiere a la sopa de aduki y calabaza.
Le digo que sí, que no hay problema. Y entonces agrega:
-Ah y un té, uno de esos tés que vos hacés, un té de pulmón.
Se refiere, claro está, al té de loto.
-Si, mi amor, enseguida te hiervo un pulmón y te lo sirvo.

1 comentario:

Estela dijo...

Muy simpático el post!
Que se mejore (con esos cuidados seguro!).
beso

¿La tierra que todo lo digiere?

Cuando comencé la compostera, allá por marzo de este año, lo hice con unas lombrices que me regalaron. No eran las Rojas Californianas ( Eis...