8 de septiembre de 2013

Días muy tierra

Domingo por la mañana.
Un sol radiante acaricia los últimos vestigios de humedad que flotan en los ambientes de la casa.
Abro la ventana del cuarto de shiatsu y dejo que entre el calor y la luz. Lo invito a Nico a tirarse en el futón colorado y de paso repaso lo que vimos ayer en el seminario de meridianos extendidos. Le hago los meridianos de Estómago y Bazo - Páncreas. Queda en estado de relajación total.
Días muy muy tierra. Paz, serenidad, agradecimiento y un buen almuerzo nos espera.

No hay comentarios.:

Annam

Dar de comer. Alimentarse. Alimentar bocas, un cuerpo. Alimentar el alma. Me alimento de una manera distinta a como me enseñaron mis padr...