Ser o estar

Le escribo un mail largo y dedicado. Él me responde con dos líneas (ok, admito que en estos días estoy teniendo demasiado tiempo libre y él no).

Pero entonces, luego, se da el siguiente diálogo.

-¡Dos líneas!
-Bueno, es que soy escueto.
-Amor...
-¿Qué?
-No sos escueto.
-...
-Estás escueto. No es lo mismo.

Comentarios

S A L dijo…
ojo, en dos líneas puede haber mucho contenido, además no es bueno quejarse por la longitud...
Ana Laura dijo…
Me gustó el diálogo, y entiendo el sentimiento. A mí a veces me pasa lo mismo, me mato diciendo algo y me contestan con un 'ajá'... ¡odio la escuetez!

Está bueno tu blog, me sigo paseando por acá. Un saludo grande.

Entradas más populares de este blog

Lo que mata es la humedad

40